Campo de Gibraltar - Diario Area

Grupo Diario Area
Cope Campo de Gibralar
Cadena 100 Campo de Gibralar
TV Campo de Gibralar

Los Barrios a fondo

Los Barrios, población situada en una hondonada que riega el río Palmones. Posee un amplio término municipal que se extiende desde la sierra, en el Parque Natural de los Alcornocales, hasta la orilla del mar.

losbarrios


Los Barrios

Historia

Hasta hace poco tiempo el origen de la villa de Los Barrios se situaba después de la pérdida de Gibraltar en 1704. Sin embargo, en la actualidad, se está poniendo de manifiesto que, antes de esa fecha, ya existió un núcleo de población en el lugar que ahora ocupa la villa, que al menos consta que había sido una antigua alcaria o población musulmana que, en 1497, fue donada por el duque de Medina Sidonia a un buen criado suyo llamado Martín de Bocanegra que era corregidor de Gibraltar y alcaide de Medina. Los hechos de la historia local más significativos y conocidos son la construcción de la antigua ermita de San Isidro por la familia Escoto de Gibraltar hacia 1698; la llegada de los primeros exiliados de Gibraltar a finales de 1704; el comienzo de la nueva Iglesia en 1727 que sufriría varios derrumbamientos y retrasos en su edificación por lo que no se concluiría hasta finales del siglo XVIII, aunque su parte más visible, la torre, fue terminada en 1769 en poco más de un par de años de trabajo según disponía el testamento de su fundador, el sacerdote local Martín Lozano; los antecedentes familiares del escritor José de Espronceda en Los Barrios; el primer Ayuntamiento independiente del de San Roque con autorización real de Fernando VI en 1756; el crecimiento urbanístico del pueblo durante el reinado de Carlos III a causa del Gran Sitio de Gibraltar (1779-1782); la resistencia a la invasión del ejército napoleónico que llego a contar con la presencia local tanto del general guerrillero Ballesteros como del mariscal francés Soult; la connivencia entre el famosos bandolero José Maria el Tempranillo y algunos vecinos de Los Barrios para facilitar la sublevación que desde Gibraltar preparaban contra Fernando VII un grupo de liberales capitaneados por el general Manzanares; el liderazgo del político progresista José González de la Vega que participó activamente en el destronamiento de Isabel II, bajo cuya dirección la población se vio favorecida y mejorada en sus comunicaciones y urbanismo; la implantación cantonal derivada de la I República que también tuvo una notable repercusión local, a pesar de lo que hasta ahora se pensaba en contra; la presencia local del conocido líder anarquista Sánchez Rosas que regentó una escuela obrera en Los Barrios, tras salir de la prisión ceutí del Hacho en la que estuvo acusado por sus implicaciones en la insurrección obrera de 1892 en Jerez; la II República y posterior Guerra Civil también tuvo sus repercusiones en el pueblo entre las que se pueden destacar el asalto a la Iglesia y la resistencia antifranquista del maquis; por último, es justo reconocer, que, durante los últimos años, el municipio está conociendo uno de los mayores auges poblacionales, urbanísticos y económicos de su historia que paso a paso le están acercando a notables cotas de bienestar social y cultural.

Los Barrios (17.095 habitantes) La Villa de los Barrios es uno de los municipios que más ha prosperado en la provincia de Cádiz, siendo una de las localidades con más calidad de vida del entorno, experimentando un notable desarrollo en los últimos años con un gran crecimiento urbanístico y económico, teniendo sin lugar a dudas, un próspero futuro.

Los Barrios se compone de un amplio centro urbano, las poblaciones de Los Cortijillos, Guadacorte, Puente Romano y la aldea marinera de Palmones. Contando también con una industria puntera y con uno de los parques comerciales y de ocio más importantes de Andalucía. El centro urbano está situado a cuatro kilómetros de la Bahía de Algeciras, en un pequeño valle regado por el río Palmones. Es una población moderna, limpia y tranquila; con un casco antiguo, el núcleo urbano en plena expansión y un extenso perímetro de urbanizaciones residenciales destacando sobre todo sus cuidados parques. Cuenta con cuatro centros escolares de enseñanza primaria, dos institutos de secundaria y la “Fundación Universitaria Villa de Los Barrios” que mantiene convenios con las universidades de Cádiz, Málaga, Granada, Salamanca, Sevilla y Rey Juan Carlos I de Madrid. Uno de los mayores atractivos de la localidad son sus numerosos parques y jardines botánicos, espacios únicos donde relajarse y disfrutar de la naturaleza en plena ciudad. Destaca el parque botánico Betty Molesworth, que cuenta con el mayor espacio dedicado a pradera del Campo de Gibraltar. La cultura está brillantemente representada por el Museo de Historia Natural.


Los Barrios

Lugares emblemáticos

Cueva de Bacinete

La Cueva de Bacinete pertenece al conjunto de arte rupestre denominado arte sureño, que se encuentra en el sur de Andalucía (España). Este abrigo está situado en un paisaje de excepcional belleza, dentro del Parque Natural Los Alcornocales. Se caracteriza por la gran cantidad de pinturas rupestres, sobre todo de representaciones de cuadrúpedos y antropomorfos. La mayoría de estas figuras datan del Calcolítico y de la Edad del Bronce. Sorprendentemente a pesar de su riqueza artística, la Junta de Andalucía no ha habilitado posibilidad de visitas públicas y su protección es altamente deficiente.

Torre de Botafuegos

La Torre de Botafuegos es una torre almenara árabe construida con anterioridad al siglo XIV como parte del sistema de torres vigías presentes en el Estrecho de Gibraltar. Esta torre se encuentra situada en el llamado Monte de la Torre, en el término municipal de Los Barrios, a 120 metros sobre el nivel del mar junto al arroyo de Botafuegos, afluente del río Palmones y junto al arroyo del Prior que forma un embalse a sus pies. Esta atalaya se encontraba a unos 15 kilómetros de la costa realizando la vigilancia en la ruta que conectaba las ciudades de Al-Yazirat Al-Hadra con Medina Sidonia y la ruta llamada la Trocha que comunicaba la primera ciudad con Tarifa. Establecía contacto visual con la torre de los Adalides y ésta a su vez con Algeciras por lo que la comunicación del interior y la costa estaba garantizada. Apenas se encuentran referencias escritas a esta torre con anterioridad al siglo XIX con excepción de alguna referencia por parte de el rey Alfonso XI de Castilla que durante el cerco a la ciudad de Algeciras nombra una atalaya en el montecillo del Prior que toma su nombre del Prior de la Orden de San Juan de Jerusalén que participaba en la campaña del rey castellano, presumiblemente esta construcción. La torre tiene planta cuadrada de seis metros de lado. El acceso al edificio se realiza por una puerta a nivel del suelo con un arco de herradura ciego lo que indica claras diferencias con otras torres de vigilancia de la misma época que poseían el acceso en la segunda planta para impedir la entrada una vez se recogía la escala. Sobre la puerta se encuentra un vano estrecho que permite la comunicación de la primera planta de la torre con el exterior. Tanto el suelo de la primera planta como en de la planta superior tienen bóveda; la comunicación entre las dos plantas se lleva a cabo por una escalera interna. El muro exterior de la torre tiene unos 180 centímetros de grosor y está compuesto por hiladas de mampuestos de arenisca con argamasa y sillares en las esquinas. Se ignora si la torre se encontraba almenada debido a que el remate de ésta se ha perdido por completo. En la actualidad esta torre se encuentra en relativo buen estado de conservación debido en parte a que está situado en un terreno particular. Los terrenos circundantes pertenecen a la Familia Larios y en ellos existe una finca, llamada Almoguera. A pesar de ello la pérdida de parte del dintel de la puerta ha provocado la formación de un gran surco que recorre toda la fachada y amenaza con acabar partiéndola en dos. Además el lugar es sitio habitual de excursiones de fin de semana y no faltan numerosas pintadas y extracciones de material de la torre que alteran su apariencia.

Casas del Pósito, S. XVIII

Iglesia de San Isidro Labrador, barroco del XVIII

Casa de los Urrutia, S.XVIII.

Casa de la Cultura Isidro Gomez Garcia, S.XX

Casa de las Doncella, pertenece al arte barroco, siglo XVIII

El Ayuntamiento, situado en la Plaza de la Iglesia, es del siglo XVIII

Plaza de Toros “La Montera”

Jardín Público Blas Infante

El Jardín Botánico

El Parque Botánico ” Betty Molesworth”

El Paseo Marítimo de Palmones

La Iglesia de la Pura y Limpia Concepción en Palmones

La Torre vigía de Entreoíos en Palmones del Siglo XVIII

La Casa “Joseph Cunninghan” en Palmones

La plaza de los Faroles en Cortijillos

El Lago de Guadacorte


Los Barrios

Naturaleza

La riqueza y variedad de los recursos naturales hacen de Los Barrios un producto de singular respecto a otras zonas: Tenemos la parte de la costa con el Paraje Natural de las Marismas de Palmones y en el interior el Parque Natural de Los Alcornocales, cuya vegetación característica – el alcornoque- aparece mezclado con acebuches, quejigos, palmitos, olmos, álamos blancos, madroños, arrayanes y durillos en el matorral. El Paraje Natural de las marismas de Palmones, de 59 Ha.
Comprende el área de estuario, marismas y dunas del citado río. Debido a la conjunción de las marismas con las dunas de la playa y barras formadas, existe una notable avifauna: garcetas, garzas reales, zampullín chico, gaviotas, flamencos… que se mezclan con cangrejos, navajas, peces, lombrices, etc. El Parque Natural está dotado de una gran masa forestal. En las sierras soleadas abunda el alcornocal, acompañada de su sotobosque (brezo,lentisco,jara…) En las zonas sombrías abunda el quejigal y en arroyos la vegetación de ribera ( alisos, ojaranzos, adelfas…) Existen helechos que sólo se encuentran en esta zona, por ejemplo el psilotum nudum, es el más antiguo del mundo descubierto por Betty Molesworth.
Hasta aquí llegan biólogos de todas partes del mundo para analizar especies protegidas como el ojaranzo, el acebo y helechos en peligro de extinción como el Cristella Dentata. A nivel paisajístico tenemos la arenisca del aljibe, donde las montañas no son muy altas y están pobladas de vegetación, destacando como paisaje más interesante y característico los llamados canutos, especie de estrechos valles fluviales donde se forma un microclima que proporciona una vegetación relicta como el rododendro, aliso, laurel, acebo, etc. De enorme interés botánico. Otros paisajes típicos son los quejigales, lentiscales, acebuchales, tajos y roquedos, etc.
La fauna del Parque es rica y variada: meloncillos, conejos, zorros, águilas, jinetas, ovejas, merinas, cabras, palomos, codornices, corzos, gamos… y un sinfín de especies autóctonas. La población de rapaces encabezada por el águila imperial y real, junto a especies como el búho, el halcón, el alimoche, gavilán, azores, y una de las mayores concentraciones de buitres leonados. Por su posición geográfica Los Barrios se convierte en zona de paso obligado y periódico con el continente africano de millones de aves migratorias que encuentran en esta zona, el clima y el alimento adecuado para su desarrollo y descanso. En Los Barrios contamos con múltiples recursos naturales en el Parque como descorche, ganadería brava y retinta, caza, apicultura, extracción de la cepa del brezo para hacer pipas de fumar y con la parte aérea se cubren tejados, cercados de animales, etc. Plantas aromáticas y medicinales, cría del cerdo ibérico, leña, pastos, montaneras, etc.
En los últimos años han aparecido nuevos recursos adaptándose a las nuevas exigencias de mercado como el turismo rural, educación ambiental, deportes en la naturaleza, ornitología, dehesas con actividades humanas compatibles, caza fotográfica, ocio y recreo natural. También la recolección de setas sería un atractivo para el turismo natural, ya que debido al clima, el tiempo de recolección es más amplio que en otras zonas, la encontramos desde octubre a marzo. Igual ocurre con las bellotas más tiempo durante la montanera, con lo que la cría del cerdo ibérico está asegurada. Privilegiadas características climáticas del municipio. La temporada otoño-invierno es suave, factor clave diferenciador respecto a otros destinos turísticas ya que posibilita el desarrollo de turismos temáticos durante esta temporada: deportes de bajo impacto (piragua, escala, rutas a caballo, en mulo, la ornitología), travesías en todo terreno, senderismo, puenting, bicicletas de montaña, etc.